Ecuaciones de campo de la Relatividad General. La Relatividad General es una teoría métrica de la gravedad. Esto significa esencialmente que la gravedad queda caracterizadas por las propiedades geométricas del espacio-tiempo a través de  lo que denominamos el elemento de línea o métrica. Este elemento de línea queda a su vez determinado por la distribución de materia y energía. La forma de caracterizar la distribución de materia y energía es mediante un objeto matemático que denominamos tensor de segundo rango energía-impulso (T). Las propiedades geométricas del espacio-tiempo vienen expresadas por un objeto matemático análogo que denominamos tensor de Einstein (G). El Tensor de Einstein es una medida de la curvatura espacio-temporal que no es más que una función del elemento de línea. La ecuación de campo de Einstein puede ser escrita como G = 8 p G T., siendo G la constante de gravitación universal. En realidad ésta representa un sistema de 10 ecuaciones con diez incognitas. La traducción en lenguaje común de esta ecuación podría ser algo así como: Las partículas en caída libre tienden a seguir geodésicas. Estas geodésicas se separan o se alejan con una determinada velocidad que es proporcional a la intensidad de la curvatura (fuerzas de marea) en la dirección perpendicular al movimiento de la partícula. La suma de la intensidad de la curvatura espacio-temporal medida dentro de un volumen pequeño (infinitesimal) en las tres direcciones espaciales es proporcional a la energía contenida en el interior de dicho volumen más la presión ejercida en cada una de las direcciones espaciales.

Afortunadamente, la resolución de las ecuaciones de Einstein se simplifican en gran medida debido a propiedades de simetría. En cosmología por ejemplo, se utilizan unas soluciones muy simples donde las propiedades de la materia y energía son similares a las de un fluido homogéneo e isótropo caracteriazado sólamente por la densidad y la presión. Estas soluciones denominadas de Friedmann-Robertson-Walker llevan de forma sencilla a un elemento de línea característico de un espacio en expansión y a las ecuaciones de evolución del Universo o ecuación de Friedmann. La Relatividad General está en la base de nuestros modelos cosmológicos.

         Magnitud. Escala usada por los astrónomos para medir el flujo. Cada 5 unidades de magnitud          corresponden a una caída del flujo de 100 veces. Por ejemplo, el Sol tiene una magnitud de -26.5,          mientras que Sirio, la estrella más brillante de la noche, tiene magnitud -1.6. Las estrellas más débiles          a simple vista tienen una magnitud de 6.